2012 Febrero

Los secretos para una convivencia feliz \ Sin categoría

Los secretos para una convivencia feliz

Tarde o temprano el período romántico de la relación con  sexo en lugares imprevistos acaba y a la pareja ya le apetece vivir una vida más tranquila, es decir dormir y despertar juntos, recibir besos por la mañana y regresar del trabajo por la tarde sabiendo que te están esperando. Total que ya se tienen ganas de tener una relación “madura”. Si a ti y a tu pareja os pasa esto, quiere decir que ha llegado la hora de empezar a vivir juntos.

Primero es necesario decidir dónde vais a vivir

Por lo general no hay mucho que elegir, pues lo más normal es vivir juntos donde más sitio haya para los dos. Si tu o tu pareja tenéis un piso propio, pues entonces ¡enhorabuena! Y si no, podéis alquilar un piso.

Tendréis que hacer la lista de todo lo necesario para la convivencia y añadir cada uno las cosas que necesita. Buscad avenencia en todo lo que os planteéis, pues para una convivencia feliz es obligatorio tener siempre en cuenta los gustos y los intereses de la pareja. Leer más

20.02.12 14:19 autor: admin
comentarios: 0

Cómo hacer un matrimonio más divertido \ Sin categoría

Cómo hacer un matrimonio más divertidoTarde o temprano después de pasar varios años juntos llega el momento en el que muchas parejas se ponen a pensar en la posibilidad de hacer su relación más divertida. Todos los días pasan igual, el sexo llega a ser aburrido e incluso los conflictos se hacen previsibles. A veces surge la sensación de que el amor es pasado y no queda nada que una a la pareja excepto el aburrimiento y la angustia. Pero no es cierto. Prácticamente cada pareja pasa por un período semejante durante la convivencia. Y en este caso hace falta pensar en cómo darle variedad a la relación en vez de cómo formalizar el divorcio.

La rutina en las broncas

Cómo reconocerla: los enamorados discuten todo el tiempo sobre lo mismo y evitan unos temas determinados que contribuyen a la aparición de conflictos. Cómo librarse de ella: abstraerse del conflicto. En primer lugar es necesario comentarle a tu pareja que no tienes ganas ni tiene ningún sentido seguir peleando, por eso es mejor dejar de discutir al menos por un tiempo y dedicaros a hacer lo que a los dos os gusta. Es complicado pero es posible. Es muy importante afrontar con calma el problema y definir sus causas, así como saber escuchar y ser  escuchado.

La rutina diaria
Cada nuevo día se parece al día anterior. Todos los días pasa lo mismo y la pareja ni siquiera piensa en el futuro. ¿Cómo evitarlo y hacer la relación más divertida? Puede ayudar el intercambio de fantasías y sueños. Es imprescindible compartir e intercambiar regularmente  pensamientos sobre el futuro. Es de vital importancia ver la luz al final del túnel, pues entonces habrá la esperanza para un futuro feliz. Además, compartir con la pareja lo más íntimo que puede tener una persona, es decir los propios sueños, fortalece la unión entre los cónyuges.

La rutina en el sexo
Existen muchas maneras de variar las relaciones sexuales. Pueden ser nuevas posturas en el sexo o tal vez merece la pena visitar juntos un sex shop para elegir algo que os pueda gustar a los dos. En realidad existen muchas variantes para disfrutar del sexo. Experimentar es bueno en toda relación, siempre y cuando los dos estéis dispuestos y queráis hacerlo.

La rutina en la comunicación

Uno de sus indicios es cuando la mujer habla demasiado. Cuando la pareja ha convivido muchos años y su manera de comunicarse es siempre la misma, con la misma entonación, mímica y gestos, los cónyuges ya adivinan de antemano lo que su media naranja va a decir acto seguido y esto es muy aburrido. ¿Cómo restablecer una comunicación eficaz? La respuesta es sencilla: hablar menos y escuchar más. En vez de hablar es mejor hacer cosas juntos, como montar en bici, salir a comer o cenar, ver programas interesantes por la tele etc. juntos. Este tipo de cosas fortalece el vínculo con la pareja, y por lo tanto mejora la comunicación. Cuando las parejas se sienten conectadas, los hombres se ponen a hablar más porque empiezan a confiar en la persona que está a su lado, y las mujeres menos, pues ya no es necesario, ya que reciben la atención y el cariño que necesitan.

13.02.12 16:40 autor: admin
comentarios: 2